sombra aquí, sombra allá o home staging

Buenos días, buen rolleros!

Hoy os queremos hablar del home staging, ¿¿¿¿el home qué???? S-t-a-g-i-n-g-. Vamos el lavado de cara de toda la vida, pero con estilo.

El home staging consiste en poner tu casa bonita para alquilarla o venderla con poca inversión, solamente recolocando lo que hay, customizando algún mueble o añadiendo un  toque de decoración.

 
 

Las primeras impresiones hacen mucho, descartamos o damos una segunda oportunidad a algo dependiendo como nos haya entrado por el ojo. Con las casas pasa como con las personas, hay veces que su apariencia no enseña su gran valor interior. Por el contrario, alguien no muy agraciado con un poco de “maquillaje” puede ser resultón.

Está demostrado que con pequeñas actuaciones de interiorismo podemos conseguir aumentar el valor de nuestra vivienda y además, venderla o alquilarla mucho más rápido incluso hasta con un 60% más de efectividad.

Esta escenografía preparada (que a veces incluye muebles de alquiler) unida a unas fotos hechas desde un punto de vista correcto, con una iluminación adecuada, puede ser la clave para que entre miles de casas que ofertan en las webs de compra/venta/alquiler el cliente elija la tuya.

¿Qué tipo de acciones podemos hacer para mejorar el aspecto y que no pasen desapercibidas?

Recolocar el mobiliario. Pensar donde queda mejor cada elemento y si algo sobra…le podemos buscar una nueva utilidad, revenderlo o regalarlo!

 
 

Customizar muebles antiguos. Es decir, pintarlos (es muy fácil con la maravillosa pintura chalk paint de la que os hablaremos en otro momento), ponerles papel pintado,  washi-tape, cambiarles los tiradores…

Reentelar.  Es la palabra que nos hemos inventado para retapizar, cambiar cortinas/estores, mantelería y ropa de cama en definitiva, todo aquello que implica tela. Como cambia un espacio por el simple hecho de elegir una tela bonita. Adiós sofá de la abuela, hola sofá vintage ;)

Pequeños detalles. Un jarrón con flores en la entrada, un rinconcito con encanto, unas cestas de mimbre con jabones naturales en el baño…

Si en vez de hacer todas estas pequeñas acciones aisladas, las pensamos en conjunto, con un proyecto de diseño, el resultado puede ser increíble.

Y ahora viene lo bueno! Nosotras pensamos que… si puedes hacer esto para alquilar/vender una propiedad…¿por qué no hacerlo con nuestros propios hogares?

Después de un día largo de trabajo, que al llegar a casa nos encontremos a gusto, o que estemos desando invitar a nuestros amigos a cenar porque nos encanta donde vivimos, nos hace siempre un poquito más felices. Esta felicidad no necesita de grandes gastos de dinero, un par de cenas fuera de casa menos a cambio de esa pequeña satisfacción diaria.

Así que si crees que una reforma es demasié piensa en que hay otras opciones más asequibles para conseguir un espacio más agradable.

A nosotras se nos ocurren mil cosas para mejorar un espacio con muy poco dinero y mucha imaginación y como ya sabéis los que nos conocéis, creemos en que el diseño se encuentra hasta en el más pequeño de los objetos.

¿Y ahora qué? ¿Estás mirando ese sofá con otros ojos? No lo dudes más!

Que tengáis un bueeeen día!

el equipo emmme